La Verdad Sobre El Crack

¿Qué es el Crack?

crack_booklet_es_ES

El crack es la forma de la cocaína en cristales, la cual viene normalmente en forma de polvo.1 Viene en bloques sólidos o cristales que varían en color desde amarillo a rosa pálido o blanco.

El crack es calentado y fumado. Se le llama así porque hace un sonido crujiente (como “crack”) cuando se calienta.

El crack, la forma más potente en que aparece la cocaína, es también la más peligrosa. Es entre 75% y 100% pura, mucho más fuerte y potente que la cocaína regular.

Fumar crack permite que llegue más rápidamente al cerebro y así genera un viaje intenso e inmediato (pero de corta duración) que dura unos 15 minutos. Y debido a que la adicción puede desarrollarse aún más rápidamente si se fuma la sustancia en lugar de aspirarla (inhalada por la nariz), un consumidor puede convertirse en adicto después de la primera vez que prueba el crack.

Debido al precio elevado de la cocaína, desde hace mucho se le considera una “droga para ricos”. El crack, por otro lado, se vende a precios tan bajos que incluso los adolescentes pueden comprarlo, al principio. La verdad es que una vez que la persona se hace adicta, el gasto se eleva por las nubes en proporción directa a la cantidad cada vez mayor que se necesita para mantener el hábito.

“Viví con un adicto al crack casi un año. Amaba a ese adicto (era mi novio), con todo el corazón pero yo no podía continuar más así.

La policía me detuvo y me registró, estuvimos en una redada antidrogas a las 6:00 de la mañana. Mi ex novio robaba sin cesar y no podía separarse de su pipa.

Creo que el crack es más maligno que la heroína: una pipa puede ser todo lo que se necesita para volverte un monstruo inmoral”. — Kenia

NOMBRES CALLEJEROS

CRACK

24-7

Aire

Azúcar

Base

Chira

Coco

Dama blanca

Fefe

Fifi

Gancho

Paco

Roca

Sobre

Grapa

Tornado

ESTADÍSTICAS INTERNACIONALES

 

En los tribunales Federales de EE.UU. en el 2007; 5.477 individuos fueron declarados culpables de crímenes relacionados con el crack. Más del 95% de esos culpables estuvieron involucrados en tráfico de crack.

En Europa la situación es diferente. El Centro Europeo de control sobre drogas y adicción a las drogas informa que el consumo de crack está comúnmente restringido a comunidades minoritarias en grandes ciudades con altos niveles de desempleo y malas condiciones de vida. En 2006, 20 países europeos informaron que los consumidores de crack representaban sólo el 2% de todos los consumidores de drogas que llegan para recibir tratamiento por consumo de sustancias, y que la mayoría eran del Reino Unido.

EL CRACK Y EL CRIMEN

El 11,6% de los que fueron arrestados habían consumido crack la semana anterior. Honolulú, Hawaii

En 2007 la encuesta nacional sobre el uso de drogas y la salud de EE.UU. mostró que 8,6 millones de norteamericanos en las edades de 12 años en adelante admitió haber consumido crack. Entre las edades de 18 a 25 años; 6,9% de esos encuestados dijeron haber consumido crack en el último año. La encuesta supervisando el futuro de 2007, del gobierno de los Estados Unidos encontró que entre los estudiantes de instituto, el 3,2% de secundaria había consumido crack al menos una vez en su vida.

En los Estados Unidos, el crack era la principal droga de consumo con 178.475 admisiones para tratamiento en el 2006. Esto representó el 71% de todas las admisiones para tratamiento principalmente por cocaína y crack ese año.

El 11,6% de los que fueron arrestados habían consumido crack la semana anterior. Honolulú, Hawaii

El 49,8% de los detenidos consumió crack en el pasado. Atlanta, Georgia

El 49,8% de los detenidos consumió crack en el pasado.
Atlanta, Georgia

“El crack es una droga totalmente egoísta. Se apodera de tu vida. El crack te atrapa rápidamente. No tarda nada. Las ansias que produce son enormes. Y terminas tomándola con más frecuencia porque el viaje dura muy poco”. — Pedro

 

 

¿POR QUÉ EL CRACK ES TAN GRAVEMENTE ADICTIVO?

(Créditos fotografícos: DEA/drogas)

El crack es una de las drogas ilegales más poderosas en lo que se refiere a crear dependencia psicológica. Estimula centros de placer importantes en el cerebro y causa una euforia extremadamente acentuada. El consumo compulsivo del crack se desarrolla poco después de que la persona empieza a consumirla porque la sustancia se fuma y entra en el flujo sanguíneo rápidamente. Se desarrolla una tolerancia rápidamente: el adicto no puede alcanzar los mismos niveles experimentados previamente con la misma cantidad de crack.

“Tenía el hábito de coger 2.000 dólares de crack a la semana y quería librarme desesperadamente de las cadenas”. — Jennifer

 

EFECTOS DEL CRACK

¿Cuáles son los efectos del crack a corto plazo?

El crack causa un intenso viaje de corta duración seguido inmediatamente por lo opuesto: depresión intensa, tensión nerviosa y ansia por más droga. Los que la consumen a menudo no se alimentan ni duermen apropiadamente. Pueden experimentar un marcado incremento del ritmo cardíaco, espasmos musculares y convulsiones. La droga puede hacer que la gente se sienta paranoica.1, enojada, hostil y ansiosa, incluso cuando no están bajo su influencia.

1.paranoica: sentimiento de sospecha, desconfianza o temor a los demás.

Sin tener en cuenta lo que se consuma de la droga o con qué frecuencia, el crack incrementa el riesgo de que el consumidor experimente un infarto, derrame cerebral, ataques o insuficiencia respiratoria; cualquiera de las cuales puede resultar en una muerte súbita.

Fumar crack además presenta una serie de riesgos para la salud. El crack está comúnmente mezclado con otras sustancias que crean gases tóxicos cuando se queman. Como el humo del crack no permanece potente por mucho tiempo, las pipas de crack son generalmente muy cortas. Esto causa a menudo que se partan los labios y ampollas conocidos como “labio de crack” porque los consumidores presionan una pipa muy caliente entre sus labios.

“Lo único que estaba en mi mente era el crack. Y si alguien te ofrece un poco, saltas y lo tomas. Es como ofrecer pan a un hombre hambriento que caminó por muchos kilómetros…

“Las cosas llegaron a un punto crítico para mí cuando había estado fumando constantemente un par de semanas. Un día simplemente decidí que estaba harto, no podía vivir más así. Y traté de suicidarme.

“Voy a tener que tratar de luchar contra… espero que mis instintos de supervivencia empiecen a funcionar”. — Juan Carlos

¿Cuáles son los efectos del crack a largo plazo?

Además de los riesgos usuales asociados con el uso de la cocaína. Los consumidores de crack pueden experimentar problemas respiratorios, incluyendo tos.

Los efectos a largo plazo del consumo de crack incluyen daños graves al corazón, hígado y riñones. Los consumidores son más propensos a padecer enfermedades infecciosas.

El consumo diario continuado causa falta de sueño y pérdida del apetito, resultando en desnutrición. Fumar crack también puede causar comportamiento agresivo y paranoia.

Debido a que el crack interfiere con la forma en que el cerebro procesa las sustancias químicas, se necesita cada vez más droga para sentirse simplemente “normal”. Las personas que se vuelven adictas al crack (como con la mayoría de las drogas) pierden interés por otras áreas de la vida.

(Créditos fotográficos: cortesía de infoImagination.org)

El bajón de la droga causa una grave depresión, la cual se hace cada vez más profunda tras su consumo. Esta se puede volver tan grave que la persona hará casi cualquier cosa para obtener la droga, incluso cometer un asesinato. Y si el adicto no puede conseguir crack, la depresión puede llegar a ser tan intensa que lo puede llevar al suicidio.

“Me retiré como un ejecutivo de éxito empresarial que había pagado la universidad de sus dos hijas y había ganado la jubilación. Mi fiesta de jubilación fue, sin embargo, el comienzo de cinco años de infierno. Fue entonces cuando me invitaron a probar el crack por primera vez. Durante los siguientes cinco años, perdí mi casa, mi esposa, todos mis recursos financieros, mi salud, y casi, mi vida. También pasé dos años en prisión.”– William

EFECTOS FÍSICOS Y MENTALES

EFECTOS A CORTO PLAZO

Al ser fumado, los efectos del crack son más inmediatos y más intensos que los de la cocaína en polvo.

  • Pérdida del apetito
  • Incremento del ritmo cardiaco, presión sanguínea y de la temperatura corporal
  • Estrechamiento de vasos sanguíneos
  • Incremento del ritmo respiratorio
  • Pupilas dilatadas
  • Trastorno de los hábitos de sueño
  • Náuseas
  • Hiperestimulación
  • Comportamiento extraño, errático, a veces violento
  • Alucinaciones, hiperexcitabilidad, irritabilidad
  • Alucinaciones táctiles que crean la ilusión de insectos desplazándose bajo la piel.
  • Euforia intensa
  • Ansiedad y paranoia
  • Depresión
  • Intensa ansiedad por tomar droga
  • Pánico y psicosis
  • Convulsiones, ataques y muerte repentina por dosis altas (incluso por una sola vez)

EFECTOS A LARGO PLAZO

  • Daños permanentes a los vasos sanguíneos del oído y del cerebro, presión arterial que conduce a ataques cardíacos, derrames cerebrales y la muerte
  • Daño renal, pulmonar e hígado
  • Fuertes dolores de pecho
  • Fallo respiratorio
  • Enfermedades infecciosas y abscesos si se inyecta
  • Desnutrición, pérdida de peso
  • Grave deterioro de los dientes
  • Alucinaciones auditivas y táctiles
  • Problemas sexuales, daño a los órganos reproductores e infertilidad (en hombres y mujeres)
  • Desorientación, apatía, agotamiento confuso
  • Irritabilidad y alteraciones del humor
  • Frecuencia incrementada de comportamiento peligroso
  • Delirio o psicosis
  • Depresión severa
  • Tolerancia y adicción (incluso después de consumirla sólo una vez)

 

LOS NIÑOS: LAS VÍCTIMAS MÁS INOCENTES DEL CRACK

Las victimas más inocentes del crack son los bebés nacidos de madres que consumieron la droga durante el embarazo. The March of Dimes, una organización no lucrativa para el embarazo de la mujer y la salud del bebé, informa que el uso de la cocaína ya sea en polvo o en forma de crack durante el embarazo puede afectar a la mujer y a su bebé de varias formas. Durante los primeros meses del embarazo, puede incrementar el riesgo de aborto natural. También puede causar derrame cerebral, daño cerebral permanente o paro cardiaco en el bebé aún no nacido.

El Instituto Nacional contra el consumo de drogas informa que la exposición al crack durante el embarazo puede llevar a problemas posteriores significativos en algunos niños.

“Me dieron crack para fumar y en ese momento fue cuando todo dejó de funcionar. Salía con personas a las que entonces consideraba verdaderas amigas íntimas. Sabes, es cierto lo que dicen sobre el crack: cuando tomas la primera dosis, nunca jamás volverás a estar tan eufórico… Me arruinó completamente… Tomó el control total sobre mí.

El crack ha arruinado mi reputación, mi autoestima y mi amor propio”. — Diana

CRACK: UNA BREVE HISTORIA

El crack era el sueño de un traficante: produce un viaje instantáneo, y sus consumidores se vuelven adictos en un periodo muy corto.

Mientras que el uso de hojas de coca como intoxicante se remonta a tres mil años, el crack fue desarrollado durante el auge de la cocaína en la década de 1970 y su uso se esparció a mediados de los 80.

De acuerdo a la DEA (Agencia norteamericana de regulación de drogas), a finales de la década de los 70 había una saturación enorme de polvo de cocaína siendo introducido a los Estados Unidos. Esto causó que el precio de la droga cayera hasta un 80%. Enfrentados con la caída de los precios de su producto ilegal, los traficantes convirtieron el polvo en “crack”, una forma sólida de cocaína que se podía fumar.

Fragmentada en pequeños pedazos, o “rocas”, esta forma de cocaína se podía vender en pequeñas cantidades, para más personas y con ganancias mayores. Era barata, sencilla de producir, fácil de usar y altamente rentable para los traficantes.

A principios de 1980, aparecieron informes del consumo de crack en Los Ángeles, San Diego, Houston y el Caribe.

La mayor oleada de consumo de la droga vino durante la “epidemia del crack”, entre 1984 y 1990, cuando la droga se extendió a través de las ciudades estadounidenses. La epidemia del crack incrementó dramáticamente el número de estadounidenses adictos a la cocaína. En 1985, el número de gente que admitía consumir rutinariamente cocaína se incrementó de 4,2 millones a 5,8 millones.

A finales de 1986, el crack estaba disponible en veintiocho estados y en el Distrito de Columbia. En 1987, se informó que el crack estaba disponible en todos los estados de los Estados Unidos excepto en cuatro. Desde entonces, el consumo de la droga ha continuado extendiéndose desde el norte al sur de América y desde Europa al resto del mundo.

En 2002, el Reino Unido estaba experimentando su propia “epidemia del crack”, con un aumento del 50% del número de adictos al crack que estaba buscando ayuda. El Reino Unido informó un incremento del 74% en detenciones por crack durante redadas de drogas entre el 2000 y el 2006.

La mayoría de los consumidores de crack europeos se encuentran en tres ciudades: Hamburgo, Londres y París. Pero se ha informado también que el consumo de crack es un problema significativo en algunas comunidades holandesas y en territorios franceses fuera del país: Guadalupe, la Guyana Francesa y Martinica.

LO QUE TE DIRÁN LOS TRAFICANTES

Cuando se encuestó a adolescentes para averiguar por qué habían empezado a consumir drogas, el 55% contestó que fue debido a la presión de sus amigos. Ellos querían ser “guay” y populares. Los traficantes lo saben.

Se te acercan como un amigo y ofrecen “ayudarte” con “algo para olvidar”, la droga te “ayudará a encajar” o te “hará guay”. La droga te “ayudará a integrarte” o “ser guay”.

Los traficantes, motivados por las ganancias que obtienen, dirán cualquier cosa para que compres sus drogas. Te dirán “sólo prueba el crack una vez y todo irá bien, hará que los problemas desaparezcan”.

A ellos no les importa si las drogas arruinan tu vida en tanto se les pague. Todo lo que les importa es el dinero. Antiguos traficantes han admitido que veían a sus compradores como “peones en un juego de ajedrez”.

Conoce la realidad acerca de las drogas. Toma tus propias decisiones.

LA VERDAD SOBRE LAS DROGAS

La respuesta verdadera es conocer los hechos reales y no consumir drogas en primer lugar.
Las drogas son esencialmente venenos. La cantidad que se consume determina su efecto.
Una pequeña cantidad actúa como estimulante (te acelera). Una cantidad mayor, actúa como un sedante (te entorpece). Una cantidad aún mayor puede envenenar y matar a la persona.

Esto es cierto para cualquier droga. Sólo cambia la cantidad requerida para alcanzar el efecto.

Pero muchas drogas tienen otro riesgo: afectan directamente a la mente. Pueden distorsionar la percepción del consumidor de lo que ocurre a su alrededor. Como resultado, las acciones de la persona pueden ser extrañas, irracionales, inapropiadas y hasta destructivas.

Las drogas bloquean todas las sensaciones, tanto las deseadas como las indeseadas. Así que, mientras proporcionan ayuda a corto plazo aliviando el dolor, también anulan la habilidad, la lucidez y nublan tu capacidad de pensar.

Los medicamentos son drogas que tienen el propósito de acelerar, desacelerar o cambiar algo con respecto a la manera en que el cuerpo funciona, tratando de hacer que funcione mejor. Algunas veces son necesarios. Pero aún así, no dejan de ser drogas: actúan como estimulantes o sedantes, y demasiada cantidad puede matarte. Así que, si no usas los medicamentos como se supone que deben ser usados, pueden ser tan peligrosos como las drogas ilegales.

¿POR QUÉ LA GENTE CONSUME DROGAS?

Las personas consumen drogas porque quieren cambiar algo en su vida.

Aquí hay algunas razones que los jóvenes han dado para consumir drogas:

  • Para encajar en el ambiente
  • Para escaparse o relajarse
  • Para disipar el aburrimiento
  • Para parecer mayor
  • Para rebelarse
  • Para experimentar

Piensan que las drogas son una solución. Pero con el tiempo, las drogas se convierten en el problema.

Aún cuando los problemas que uno tenga que solucionar sean difíciles, las consecuencias del uso de drogas siempre serán peores que el problema que uno está tratando de resolver con ellas. La respuesta verdadera es conocer la realidad y no consumir drogas en primer lugar.