La Verdad Sobre El Abuso De Fármacos con Receta

Un Problema Grave

prescriptiondrugs_booklet_es_ES

El uso recreativo de los fármacos con receta médica es un problema grave en los adolescentes y jóvenes adultos. Estudios nacionales en EE.UU. muestran que un adolescente tiene más probabilidades de haber consumido fármacos con receta que drogas callejeras ilegales.

Muchos adolescentes piensan que los fármacos con prescripción son seguros porque los receta un médico. Pero tomarlos para uso no médico, para darse un “subidón” o para “auto medicarse”, puede ser tan peligroso y adictivo como tomar drogas callejeras ilegales.

Existen riesgos muy graves para la salud cuando se toman fármacos con receta. Esta es la razón por la que se toman sólo bajo el cuidado de un médico. Y aun así, tienen que vigilarse de cerca para evitar la adicción u otros problemas.

Muchas pastillas tienen la misma apariencia. Es muy peligroso tomar una pastilla sobre la que no estás seguro o que no te hayan recetado para ti. Las personas también pueden tener reacciones diferentes a las drogas, debido a las diferencias en la química corporal de cada persona. Un fármaco que estaba bien para una persona puede ser muy arriesgado, incluso mortal, para otra persona.

Los fármacos con receta sólo son seguros para quién se le recetó y para nadie más.

FÁRMACOS CON RECETA: LO QUE NO SABES

Debido a su potencialidad de abuso y adicción, muchos fármacos con receta han sido clasificados por la Agencia Antidroga de EE.UU., en la misma categoría que el opio o la cocaína. Entre ellos están Ritalín y Dexedrina (estimulantes), y los analgésicos OxyContin, Demerol (Dolantina) y Roxanol.

Muchas drogas callejeras e ilegales alguna vez fueron usadas o prescritas por médicos o psiquiatras, pero más tarde se prohibieron, cuando ya no se podía ignorar la evidencia sobre sus efectos nocivos. Ejemplos son heroína, cocaína, LSD, metanfetamina y éxtasis.

El abuso de fármacos con receta puede llegar a ser incluso más peligroso que el abuso de drogas fabricadas ilegalmente. La alta potencia de algunas de las drogas sintéticas (hechas por el hombre) disponibles como medicamentos de receta, crea un alto riesgo de sobredosis. Esto es particularmente cierto en el caso de OxyContin y otros analgésicos similares, donde las muertes por sobredosis se han elevado a más del doble en un período de cinco años.

Muchas personas no se dan cuenta de que la distribución o venta de fármacos con receta (excepto por un médico) es una forma de tráfico de drogas tan ilegal como vender heroína o cocaína, con costosas multas y cárcel. Cuando el tráfico de fármacos termina en muerte o lesiones corporales graves, los traficantes pueden enfrentarse a cadenas perpetuas en algunos países.

TIPOS DE FÁRMACOS CON RECETA DE LOS QUE SE ABUSA

Los fármacos de receta que se consumen como drogas recreativas abarcan las siguientes categorías principales:

1. Depresores: a menudo referidos como depresores del sistema nervioso central (cerebro y médula espinal), estos fármacos vuelven lenta la función del cerebro. Entre ellos están sedantes (usados para hacer que una persona esté tranquila y somnolienta) y tranquilizantes (destinados a reducir la tensión o la ansiedad).

2. Morfina y derivados.opiáceos: por lo general llamados calmantes; estos fármacos contienen opio o sustancias parecidas y se utilizan para aliviar el dolor.

3. Estimulantes: una clase de fármacos destinados a aumentar la energía y el estado de alerta, pero que también aumentan la presión arterial, el ritmo cardíaco y la respiración.

4. Antidepresivos: fármacos psiquiátricos que se supone que son para manejar la depresión.

1.derivados: una sustancia química formada a partir de una sustancia similar.

DEPRESORES

A veces llamados “pastillas para dormir”, estos fármacos vienen en tabletas y pastillas multicolores o en forma líquida. Algunos fármacos en esta categoría, como Zyprexa, Seroquel y Haldol, son conocidos como “los tranquilizantes principales” o “antipsicóticos”, pues se supone que reducen los síntomas de las enfermedades mentales. A los depresores como Xanax, Klonopin, Halcion y Librium, se les suele llamar “benzos” (abreviatura de benzodiacepinas.1) Otros depresores, como Amytal, Numbutal y Seconal, se clasifican como fármacos barbitúricos, que se utilizan como sedantes y pastillas para dormir.

DEPRESORES: EFECTOS A CORTO PLAZO

Las dosis más altas pueden causar deterioro de la memoria, el juicio y la coordinación, irritabilidad, paranoia.3 y pensamientos suicidas. Algunas personas experimentan lo contrario de los efectos que buscan, tales como agitación o agresión.

El uso de sedantes (fármacos utilizados para calmar o tranquilizar) y tranquilizantes con otras sustancias, en especial con alcohol, puede hacer lenta la respiración y el ritmo cardíaco e incluso causar la muerte.

DEPRESORES: EFECTOS A LARGO PLAZO

(Créditos fotográficos: Stockexpert)

Se puede desarrollar tolerancia a muchos depresores con rapidez, y llegan a necesitarse dosis más grandes para lograr el mismo efecto. El consumidor, al tratar de alcanzar el mismo viaje, puede aumentar la dosis hasta un nivel que produzca coma o muerte por sobredosis.

El uso a largo plazo de depresores puede producir depresión, fatiga crónica, dificultades para respirar, problemas sexuales y problemas de sueño. Conforme aumenta la dependencia a una droga, son comunes los deseos incontenibles, el pánico o la ansiedad, si el consumidor no puede conseguir más.

El síndrome de abstinencia incluye insomnio, debilidad y náusea. A los consumidores continuos y de altas dosis, les puede causar agitación, temperatura corporal alta, delirio, alucinaciones y convulsiones. A diferencia de la abstinencia de la mayoría de las drogas, la abstinencia de los depresores puede ser una amenaza para la vida.

Estos fármacos también pueden aumentar el riesgo de concentración alta de azúcar en sangre, diabetes, y aumento de peso (se ha informado de casos de hasta 45 kilos).

En un estudio realizado por USA Today, basado en datos de la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos en un período mayor a 4 años, los antipsicóticos (un tipo de depresor) fueron los principales sospechosos en cuarenta y cinco muertes causadas por problemas cardiacos, asfixia, insuficiencia hepática y suicidio.

“He tenido dos sobredosis de pastillas con receta (Zyprexa) y un amigo cercano murió por el mismo fármaco… No hay peor sensación que la de saber que tu amigo ha muerto porque le diste unas pastillas de las que conocías relativamente poco”. — Linda

1.benzodiacepinas: tranquilizante que actúa para relajar los músculos y calmar la estimulación mental

2.Fatiga: cansancio físico o mental extremo.

3.paranoia: sospechas, desconfianza o miedo a otras personas.

NOMBRES CALLEJEROS

DEPRESIVOS

Nombres de Marca

Xanax

Valium

Halcion

Librium

Ativan

Klonopin

Amytal

Nembutal

Seconal

Phenobarbital

Chaquetas Amarillas

Candy

Las Tabletas Para Dormir

Tranks

ROHYPNOL

El Rohypnol es un tranquilizante más o menos 10 veces más potente que el Valium. La droga se encuentra disponible como una pastilla blanca o verde oliva y suele venderse en paquetes blister. Los consumidores machacan las pastillas e inhalan el polvo, lo espolvorean sobre la marihuana y lo fuman, o bien lo disuelven en una bebida o se lo inyectan.

EFECTOS DEL ROHYPNOL

El Rohypnol se ha utilizado para cometer agresiones sexuales, ya que hace que la víctima sea incapaz de ofrecer resistencia, dándole la reputación de una droga para “violar en citas”.

Los usuarios de Rohypnol a menudo describen sus efectos como “paralizantes”. Los efectos comienzan de veinte a treinta minutos después de tomar la droga, alcanzan el punto máximo a las dos horas y pueden persistir durante ocho o incluso doce horas. Una persona puede llegar a estar tan incapacitada (tan incapaz de actuar) que se colapsa. La encuentras en el suelo, con los ojos abiertos, capaz de observar los acontecimientos, pero completamente incapaz de moverse. Posteriormente, la memoria se altera y no puede recordar nada de lo que ocurrió.

La persona experimenta pérdida de control muscular, confusión, somnolencia y amnesia.

El Rohypnol se vende en Europa y Latinoamérica como una pastilla para dormir, pero es ilegal en Estados Unidos.

NOMBRES CALLEJEROS

BRAND NAMES

Rohypnol

STREET NAMES

Forget-me pill

Mexican Valium

R2

Roche

Roofies

Roofinol

Rope

Rophies

OPIÁCEOS Y DERIVADOS DE LA MORFINA

Los opiáceos son los fármacos que actúan sobre el sistema nervioso para aliviar el dolor. El consumo prolongado y el abuso puede conducir a la dependencia física y síntomas de abstinencia. Se presentan en comprimidos, cápsulas o líquido.

Algunas de las marcas conocidas y nombres callejeros:

 

 

 

 

NOMBRES CALLEJEROS

BRAND NAMES

Fiorional with Codeine

Robitussin A-C

Tylenol with Codeine

Empirin with Codeine

Roxanol

Duramorph

Demerol

STREET NAMES

Captain Cody

Cody

Schoolboy

Doors & Fours

Pancakes & Syrup

Loads

M

Miss Emma

Monkey

White Stuff

Demmies

Pain killer

BRAND NAMES

Actiq

Duragesic

Sublimaze

OxyContin

Percodan

Percocet

Tylox

Dilaudid

STREET NAMES

Apache

China girl

Dance fever

Goodfella

Murder 8

Tango and Cash

China white

Friend

Jackpot

TNT

Oxy 80

Oxycat

EFECTOS DE LOS OPIÁCEOS Y DERIVADOS DE LA MORFINA

EFECTOS A CORTO PLAZO

A corto plazo los efectos de los opiáceos y los derivados de la morfina incluyen:

Créditos fotográficos: S.F.P.

EFECTOS A LARGO PLAZO

El consumo continuo o indebido de opiáceos puede producir dependencia física y adicción. El cuerpo se adapta a la presencia del fármaco y se produce el síndrome de abstinencia si el consumo se reduce o se detiene. Éstos incluyen agitación, dolor óseo y muscular, insomnio, diarrea, vómitos y frío intenso con la piel de gallina (“síndrome de abstinencia”). También puede darse la tolerancia, lo que significa que los consumidores a largo plazo deben aumentar su dosis para alcanzar el mismo viaje.

“Un ‘amigo’ mío me enganchó a los analgésicos. Empecé con pastillas de 40 mg y después de un par de meses llegué hasta los 60 mg. En este punto ya era muy adicta y comencé a masticar para bajarlas más rápido y para no enfermar.Tenía que tomarme una por la mañana cuando me levantaba o me ponía enferma. Tenía que tomarme otra antes del mediodía. Luego un par más por la tarde y la noche. Sabía que estaba enganchada, porque tenía que tomarlas para poder funcionar. Me sentía fatal sin ellas. No sólo físicamente, sino que no podía hacer frente a las personas o la vida sin ellas. Luego pasé a 80 mg y mi mundo se vino abajo. Empecé a robar a todo aquel que conocía para satisfacer mi vicio…”.— Karina

ESTIMULANTES

Los estimulantes, a veces llamados “uppers”, aumentan de manera temporal la atención y la energía. Las drogas ilegales más utilizadas que entran en esta categoría son la cocaína y las anfetaminas.

Los estimulantes recetados vienen en tabletas o cápsulas. Cuando se abusa de ellos, se tragan, se inyectan en forma líquida o se machacan y se inhalan.

EFECTOS A CORTO PLAZO

Los efectos a corto plazo de los estimulantes son el agotamiento, la apatía y la depresión del “bajón” que sigue al “viaje”. Este es el agotamiento inmediato y duradero que rápidamente lleva a que el usuario de estimulantes desee el fármaco otra vez. En poco tiempo, no estará tratando de tener un “viaje”, sino que tratará de estar “bien” y sentir al menos algo de energía.

EFECTOS A LARGO PLAZO

Los estimulantes pueden ser adictivos. Altas y repetidas dosis de algunos estimulantes durante un corto período de tiempo pueden conducir a sentimientos de hostilidad o paranoia. Esas dosis también pueden dar lugar a temperaturas corporales peligrosamente altas y a un latido irregular del corazón.

NOMBRES CALLEJEROS

BRAND NAMES

Ritalin

Concerta

Biphetamine

Dexedrine

STREET NAMES

R-ball

Skippy

The smart drug

Vitamin R

JIF

Kibbles and bits

Speed

Truck drivers

Bennies

Black beauties

Crosses

Hearts

LA turnaround

Uppers

ANTIDEPRESIVOS

Otra categoría de fármacos con receta de los que a veces se hace uso indebido son los antidepresivos. Éstos incluyen el Prozac, Paxil, Celexa, Zoloft, Effexor y Remeron. Vienen en pastillas y cápsulas multicolores.

Los estudios han demostrado que los efectos de las drogas pueden incluir:

 

Un estudio encontró que el 14% de los jóvenes que tomaban un antidepresivo se volvían agresivos e incluso violentos. Un niño de 12 años acabó teniendo pesadillas violentas acerca de matar a los de su clase y dispararse él mismo. Tras despertarse, el sueño seguía pareciendo “muy real”, y durante días tuvo esas pesadillas de matar, que parecían cada vez más reales. Llegó a tener una tendencia completamente suicida hasta que se detuvo el fármaco.

Este estudio dio varios ejemplos de comportamiento extremo e irracional por parte de los individuos que tomaban estos fármacos. Un hombre embistió su automóvil contra un agente de policía para poder agarrar el arma del agente y dispararse a sí mismo. Otro se ahogó a sí mismo y a sus dos hijos pequeños en una bañera, y un niño apaleó a un gran amigo sin motivo aparente. Ninguno tenía antecedentes de violencia.

El síndrome de abstinencia de los antidepresivos son pensamientos de suicidio, agresividad, ansiedad, depresión, ataques de llantos, insomnio, mareos, vómitos, dolores de cabeza, temblores, y sensaciones de “toques” eléctricos en el cerebro.

“Siento como si mi cerebro me estuviera gritando para obtener más de estas pastillas, los sentimientos que tengo sin ellas son demasiado insoportables… Necesito más ayuda para pasar a través de esta retirada de Effexor. Estoy tan deprimida que he comenzado a hacerme cortes en los brazos, y ni siquiera estoy segura de por qué. También tengo alucinaciones cada pocas horas y veo cosas; hoy por ejemplo he visto sangre goteando por mi pared”. — Rita

“Siento como si mi cerebro me estuviera gritando para obtener más de estas pastillas, los sentimientos que tengo sin ellas son demasiado insoportables… Necesito más ayuda para pasar a través de esta retirada de Effexor. Estoy tan deprimida que he comenzado a hacerme cortes en los brazos, y ni siquiera estoy segura de por qué. También tengo alucinaciones cada pocas horas y veo cosas; hoy por ejemplo he visto sangre goteando por mi pared”.— Rita

KETAMINA

Ketamina, categorizada como un “anestésico disociativo”.se utiliza en forma líquida o en polvo como un anestésico, generalmente en animales. Se puede inyectar, consumir en bebidas, inhalar, o añadirse a los cigarrillos o los porros. La ketamina se incluyó en la lista de sustancias controladas en los EE.UU. en 1999.

Los efectos a corto y largo plazo incluyen aumento de la frecuencia cardíaca y de la presión arterial, náusea, vómitos, entumecimiento, depresión, amnesia, alucinaciones y problemas respiratorios potencialmente mortales. Los consumidores de ketamina también pueden desarrollar ansias por la droga. En dosis altas, los usuarios experimentan un efecto denominado “Agujero-K”, un experiencia “fuera del cuerpo” o “cercana a la muerte”.

Debido a la disociación, que crea el estado de ensueño, donde el usuario tiene dificultades para moverse, la ketamina se ha utilizado como una droga que “facilita el ataque sexual”.

1. anestésico disociativo: una droga que distorsiona la percepción de la vista y el sonido y produce sentimientos de desapego (disociación) con el entorno y de uno mismo.

NOMBRES CALLEJEROS

BRAND NAMES

Ketaset

Ketalar

Ketalar SV

Ketanest

Ketanest S

STREET NAMES

Special K

K

Super C

Cat Valium

Jet

Super acid

Green

ABUSO DE DROGAS LEGALES

Las medicinas legales para el catarro y la tos que contienen la droga dextrometorfano (DXM) también se han usado para drogarse. El DXM se vende en jarabe, y en forma de pastillas y gel. Cuando son vendidas en polvo por Internet, es especialmente arriesgado debido a la incertidumbre de su composición y la dosis. Se encuentra en más de 100 productos; Coricidin y Robitussin son los más consumidos.

 

“Mi experiencia con DXM: comencé a orinar sangre. Me sentía enferma.Mi cuerpo se sentía débil.Me daba todo igual porque estaba obsesionado con el uso de…Sólo me importaba pillar un colocón…Pensé que podría utilizar Coricidin sólo por diversión, que no importaba. Nunca pensé que me engancharía…Nunca podré recuperar todo ese tiempo. Si pudiera borrarlo y hacerlo desaparecer, lo haría”. — Crystal

EFECTOS

Mezclado con otras drogas, el jarabe para la tos también puede causar problemas cardíacos y en el sistema nervioso central. Combinado con alcohol, es particularmente peligroso y puede resultar en la muerte.

“Mi experiencia con DXM: comencé a orinar sangre. Me sentía enferma.Mi cuerpo se sentía débil.Me daba todo igual porque estaba obsesionado con el uso de…Sólo me importaba pillar un colocón…Pensé que podría utilizar Coricidin sólo por diversión, que no importaba. Nunca pensé que me engancharía…Nunca podré recuperar todo ese tiempo. Si pudiera borrarlo y hacerlo desaparecer, lo haría”. — Cristina

NOMBRES CALLEJEROS

BRAND NAMES

Coricidin

Robitussin

STREET NAMES

DXM

CCC

Triple C

Skittles

Robo

Poor Man’s PCP

ESTADÍSTICAS INTERNACIONALES

Cada día en los EE.UU., dos mil quinientos jóvenes (de 12 a 17 años) abusan de los analgésicos recetados para el dolor, por primera vez.

El uso indebido de fármacos con receta, aunque es más habitual en EE.UU., es un problema en muchas áreas del mundo, incluyendo Europa, África meridional y el sur de Asia. Sólo en los EE.UU., más de 15 millones de personas abusan de los fármacos con receta, más del total combinado de los que informaron haber abusado de la cocaína, alucinógenos, inhaladores y heroína.

En 2006 en los EE.UU., 2,6 millones de personas abusaron, por primera vez, de fármacos con receta.

Una encuesta de 2007 en los EE.UU. encontró que el 3,3% de los jóvenes de 12 a 17 años de edad y el 6% de los de 17 a 25 años, habían abusado de fármacos con receta en el último mes.

El abuso en el consumo de fármacos con receta causa el mayor porcentaje de muertes por sobredosis de drogas. De las 22.400 muertes por sobredosis de drogas en los EE.UU. en 2005, los calmantes opiáceos fueron los fármacos más encontrados en común, lo que representa el 38,2% de estas muertes.

En 2005, 4,4 millones de adolescentes (de entre 12 y 17 años) en los EE.UU. admitieron haber tomado calmantes con receta, y 2,3 millones tomaron estimulantes recetados tales como Ritalín. 2,2 millones abusaron de fármacos sin receta como el jarabe para la tos. La edad promedio de los que se convierten en consumidores por primera vez es ahora de 13 a 14 años.

Los depresores, opiáceos y antidepresivos son responsables de más muertes por sobredosis (45%) que la cocaína, la heroína, la metanfetamina y las anfetaminas (39%) combinadas. En los EE.UU., la mayoría de las muertes ocurren en barrios afroamericanos del interior de las ciudades, aunque ahora también se extienden a las comunidades rurales de los blancos. La misma tendencia se puede observar en las tasas de hospitalización por abuso de sustancias y las de hospitalización de emergencia por sobredosis. En 2005, de los 1.4 millones de admisiones relacionadas con las drogas, en salas de urgencias, 598.542 estaban asociadas con el abuso de fármacos solos o con otras drogas.

Según una encuesta, casi el 50% de los adolescentes cree que los fármacos con receta son mucho más seguros que las drogas ilegales; del 60% al 70% dicen que los botiquines son su fuente de drogas.

CAUSA DE MUERTES

Fármacos
recetados
Combinando
con Drogas Callejeras:
39%
45% (Anfetamina
+heroína
+metanfetamina
+cocaína)

Según una encuesta, casi el 50% de los adolescentes cree que los fármacos con receta son mucho más seguros que las drogas ilegales; del 60% al 70% dicen que los botiquines son su fuente de drogas.

Según el Centro Nacional sobre Adicción y Abuso de Sustancias en la Universidad de Columbia, los adolescentes que abusan de los fármacos con receta tienen el doble de probabilidades de tomar alcohol, cinco veces más probabilidades de usar marihuana, y de doce a veinte veces más probabilidades de usar drogas ilegales como la heroína, éxtasis y cocaína, que los adolescentes que no abusan de los fármacos con receta.

En 2007, la Administración Ejecutoria sobre Drogas, encontró que el abuso del calmante Fentanyl, había matado a más de mil personas ese año en los EE.UU. Es de treinta a cincuenta veces más potente que la heroína.

“Me di cuenta de que estaba utilizando más Xanax regularmente. Me quedé un tiempo sin trabajar para poder salir de esto. Sin saberlo, estaba enganchada, estaba ‘pasando el mono’. Estuve en cama durante cuatro días y cuatro noches. Sin dormir ni comer. Vomitaba. Tuve alucinaciones. Al tercer día sin Xanax, empecé a tener falta de coordinación, sintiéndome trastornada y golpeándome con las cosas. Como al cuarto día, me preocupé seriamente cuando empecé a tener temblores por todo el cuerpo”. — Patricia

 

LA VERDAD SOBRE LAS DROGAS

La respuesta verdadera es conocer los hechos reales y no consumir drogas en primer lugar.

Las drogas son esencialmente venenos. La cantidad que se consume determina el efecto. Una pequeña cantidad actúa como estimulante (te acelera). Una cantidad mayor, actúa como un sedante (te entorpece). Una cantidad aún mayor puede envenenar y matar a la persona.

Esto es cierto para cualquier droga. Sólo varía la cantidad requerida para alcanzar el efecto.

Pero muchas drogas presentan otro riesgo: afectan directamente a la mente. Pueden distorsionar la percepción del consumidor de qué está ocurriendo alrededor de él o de ella. Como resultado, las acciones de la persona pueden ser extrañas, irracionales, inapropiadas y hasta destructivas.

Las drogas bloquean todas las sensaciones, tanto las deseadas como las no deseadas. Así que, mientras proporcionan ayuda a corto plazo aliviando el dolor, también anulan la habilidad y el estado de alerta y nublan la capacidad de pensar de la persona.

Los medicamentos son drogas que pretenden acelerar, desacelerar o cambiar algo en la manera en que tu cuerpo está funcionando, tratando de hacer que funcione mejor. Algunas veces son necesarios. Pero aún así, no dejan de ser drogas: actúan como estimulantes o sedantes, y demasiada cantidad puede matarte. Así que, de acuerdo a lo anterior, si no usas los medicamentos como se supone que deben usarse, pueden ser tan peligrosos como las drogas ilegales.